¿Cuál es la tela ideal para DTG?

.

Existen múltiples tejidos utilizados para confeccionar camisetas, diferentes calidades y cualidades que vienen definidas por la materia prima, el tipo de fibra que componen el hilo, el tratamiento que se le aplica, y la técnica con que se tejen estos hilos para formar el tejido en sí mismo.

Básicamente cualquier tela con un mínimo de 90% de algodón se puede usar para DTG, sin embargo el tejido con el que se obtienen los mejores resultados en DTG es el algodón peinado con tejido RingSpun y con tratamiento de suavizado el cual  es muy agradable al tacto y de gran calidad. O dicho en otras palabras mientras más cerrado sea el tejido y menos microfibras sueltas tenga mucho mejor para el DTG.

Sin embargo a continuación presentamos un artículo donde se explica los diferentes tipos de telas usadas para camisetas.

Las materias primas pueden ser naturales, como el algodón, el bambú o la lana, o sintéticos como el poliéster o el rayón.

Las características y el tratamiento de las fibras que forman el hilo afectan las cualidades finales de los tejidos, según el tratamiento que se aplique a la materia prima, la longitud y regularidad que tengan las fibras obtenidas para formar el hilo resultante, obtendremos diferentes calidades en el tejido final, así de un mismo algodón podemos obtener hilos de algodón cardado o peinado.

.

Las diferentes técnicas de tejer los hilos entre sí, dan como resultado una gran variedad de tejidos y texturas que se pueden fabricar con una misma materia prima, tan diferentes entre sí como el canalé o el ringspun.

Estas son las tres principales variables que, combinadas entre sí, dan lugar a la gran cantidad de tejidos que existen en la actualidad. Así podemos encontrar camisetas fabricadas de la misma materia prima pero con cualidades, calidades y texturas totalmente diferentes. Otra variable a tener en cuenta en un tejido es el peso o gramaje, que en ningún caso tiene que ver con la calidad del tejido.

TEJIDOS 100% ALGODÓN

Dentro de los tejidos 100% algodón, podemos distinguir tres tipos de hilo, que según las técnicas de tejido se obtienen diferentes cualidades que aportan mayor o menor calidad a la prenda.

Los tipos de hilo de algodón más utilizados son los siguientes:

– Algodón Cardado: Se forma con fibras largas y cortas con tamaños y diámetros muy diferentes, dando como resultado un hilo grueso y basto con muchas fibras sueltas que entorpecen y privan de definición al sistema de impresión DTG.

– Algodón Semi-Peinado: Este se compone de fibras largas pero que siguen presentando ciertas irregularidades, el hilo se somete a un proceso de limpieza que elimina algunas de las fibras sueltas. El resultado es un hilo fino y suave pero que todavía contiene fibras sueltas, sin embargo ofrece una buena superficie de impresión.

– Algodón Peinado: Es el hilo de mejor calidad que se puede obtener del algodón. Para su fabricación sólo se utilizan fibras cortas muy regulares, obteniendo un hilo fino, suave y muy resistente que contiene un mínimo de fibras sueltas, ofreciendo excelentes prestaciones tanto de resistencia como para impresión y comodidad.

La siguiente característica que debe tener en cuenta para valorar la calidad del tejido final en telas 100% algodón es la técnica utilizada para tejer los hilos entre sí, que aportará cualidades muy diferentes:

– Open End o Acabado Abierto: Se suelen utilizar hilos de algodón cardado y da como resultado un tejido abierto con los hilos poco apretados entre sí. A pesar de ser un tejido basto que ofrece poca definición en la impresión, tiene una buena resistencia al desgarro debido al alto gramaje (de 180 a 210 grs./m2) y el grosor del hilo utilizado para su fabricación.

– RingSpun o Hilado en Anillos: Este tejido se suele producir a partir de hilos de algodón semi-peinado o peinado, resultando de éste últimos un tejido de gran calidad. Es un tejido que ofrece suavidad, resistencia y muy buena definición al imprimir, con hilos apretados entre sí formando un tejido de punto cerrado. Es el tejido de algodón más popular hoy en día para confeccionar camisetas de gran calidad, se fabrica en un rango muy amplio de gramajes, de 60 hasta 210 grs./m2.

– Interlock: Mientras que los tejidos mencionados anteriormente tienen dos caras bien diferenciadas (single jersey), el Interlock ofrece la misma superficie por ambas caras del tejido. Se fabrica con hilos de algodón peinado de gran calidad muy apretados, que forman un tejido de punto muy cerrado que ofrece suavidad, gran resistencia y una superficie de impresión muy lisa. Su técnica de tejido resulta en gramajes muy altos de 210 a 300 grs./m.

.

.

– Canalé: Es una técnica de tejido del algodón que aporta gran elasticidad a la tela sin necesidad de mezclarlo con fibras sintéticas. Se pueden utilizar hilos de algodón semi-peinado o peinado, que dan como resultado un tejido de gramaje alto (180 – 240 grs./m2), con una textura rayada, pudiendo encontrar texturas de distintos grosores llamados 1×1, 2×1, 2×2, etc. Debido a su acusada textura es un tejido donde se hace necesario imprimir con tintas a base de agua liviana que se integren y tiñan el tejido para obtener impresiones de calidad que no se rompan.

– Slub: Esta técnica de tejer algodón se caracteriza por tener una textura irregular parecida a un jaspeado de mayor tamaño de un sólo color, alternando zonas de mayor y menor densidad del tejido. Se encuentra en gramajes ligeros de 90 a 140 grs./m2.A9.

.

.

TEJIDOS MEZCLA DE ALGODÓN

El algodón se puede mezclar con hilos de otras materias primas para obtener tejidos con características, texturas o acabados deseables, que el algodón por sí sólo no es capaz de proporcionar.

– Mezcla de Algodón / Poliéster: Añadir poliéster al algodón, dota al tejido de mayor resistencia al desgaste y decoloración, y aporta suavidad, brillo y elasticidad. También conseguimos mermar la tendencia del algodón a arrugarse fácilmente y es la manera más sencilla de conseguir tejidos de apariencia jaspeada. Esta mezcla tiene el inconveniente de fibrilar formando bolitas si el algodón utilizado en la mezcla no es de buena calidad. Disponible en gramajes ligeros y medios (150-180 grs./m2), es un tejido a tener en cuenta para ropa laboral.

– Burn Out: Una mezcla de algodón y poliéster en el cual se quema el algodón de ciertas zonas para dejar sólo el tejido de poliéster, así alterna zonas de densidad normal con zonas casi transparentes, fabricado también en gramajes ligeros.

– Triblend: Es una mezcla cuya composición suele ser del 50% de poliéster, 25% de algodón peinado y 25% de rayón, que da como resultado tejidos de colores jaspeados con un tacto extra suave, muy cómodo y elástico, con una resistencia excepcional al desgaste en tejidos ligeros (150 grs./m2) que soluciona en gran medida la formación de bolitas por el uso, tan común en las mezclas de algodón-poliéster.

– Mezcla de Algodón / Elastán: El aporte de un pequeño porcentaje (5-10%) de elastán al hilo de algodón, crea un tejido muy elástico que conserva la apariencia y la comodidad natural del algodón. Se utiliza para confeccionar prendas de vestir de corte ceñido, con un tejido que suele ser de gramaje medio-alto en torno a 180/220 grs./m2.

– Mezcla de Algodón / Lana: Añadir fibras de lana a los tejidos de algodón consigue aportar cualidades como la regulación de la temperatura corporal y anti-bacterianas presentes en la lana, el tacto, peso y textura, y un look jaspeado único imposible de conseguir con otro tipo de fibras.

.

TEJIDOS SINTÉTICOS

– Rayón / Modal: Este tejido sintético se obtiene a partir de celulosa regenerada. Ofrece un tacto muy suave con buena caída similar a la seda, gran absorción de la humedad, alto brillo, resistencia y elasticidad. Absorbe profundamente los tintes, lo que se traduce en una gran resistencia a la decoloración a través del uso y los lavados.

– Poliéster: Tejido obtenido del petróleo, de uso muy extendido para la confección de ropa técnica deportiva. Dependiendo del hilo y la técnica de tejer, se obtienen desde tejidos bastos, incluso desagradables, hasta tejidos muy suaves y agradables con cualidades elásticas, de rápido secado y resistentes al desgaste y la decoloración.